Dejé la pastilla anticonceptiva

Quise reconectarme con los ciclos naturales de mi cuerpo –y del universo– no porque tenga algo en contra de la píldora como método anticonceptivo, sino porque estoy en desacuerdo como se le prescribe a millones de mujeres sin darles mayor información y sin considerar los efectos a largo plazo que podrían tener.

Muchísimas las empezamos a usar para enmascarar síntomas de desbalances hormonales, pero lo cierto es que la pastilla no cura los cólicos menstruales, ni las migrañas, ni el acné. Mientras la seguimos tomando, estos síntomas serán reducidos, pero nuestro sistema endocrino no se sanó, sino solo fue confundido para pensar que sí lo está. Incluso si tu razón para tomar la pastilla no fue por un desbalance, el ciclo artificial con el que estás engañando a tu cuerpo puede estar ocultando una condición que se desarrolló mientras estás bajo sus efectos.

Así, preferimos taparnos los ojos a lo que nuestro cuerpo nos quiere decir por la conveniencia de un método anticonceptivo fácil o por no querer enfrentar síntomas incómodos. Como la naturaleza es sabia, tarde o temprano tendremos que lidiar con el problema, y todos sabemos que mientras más tarde, más difícil de tratar.

Con estos mensajes no pretendo que la tomes o dejes de tomarla, solo que tengas la mayor cantidad de información posible para decidir. No creas en la palabra de una sola persona, como quizás creíste en la de tu ginecólogo cuando te la recetó. Pregunta, cuestiona, lee, edúcate.

Recent Posts

See All

Sin "peros"

Se me quedó grabado en la cabeza cuando un sabio me dijo: no empieces tus oraciones con "pero". Así, cada vez que me dirijo a alguien (y a mí misma) he tenido mayor consciencia del uso de la palabra.

Por qué no como carne

No como carne por razones que tú también conoces pero no quieres ver. Preferimos cerrar los ojos al sufrimiento porque nos es demasiado difícil ver la crueldad con la que tratamos a seres que sienten

Por qué no como huevos

No como huevos principalmente porque no quiero promover una industria con convicciones completamente distintas a las mías, en que los animales son vistos solo como una fuente económica. La vida de uno

© 2018 by Antonia Lira. Proudly created with Wix.com

  • Grey YouTube Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey Facebook Icon